close
Síganos en nuestras redes sociales Twitter Instragram Facebook
Consulte el tiempo en nuestra región

Aislado, Nicolás Maduro asumió su segundo mandato con amenazas al Parlamento y al Grupo de Lima

El líder chavista instó a 12 países de la región a rectificar su postura sobre su gobierno y lanzó una fuerte advertencia sobre la ya debilitada Asamblea Nacional.

10/01/2019

En medio de una fuerte tensión internacional, Nicolás Maduro inicia este jueves su segundo periodo como presidente de Venezuela. La ceremonia de asunción se realiza luego de las advertencias de la mayoría de sus vecinos regionales, incluido Estados Unidos, que emprenderán una ofensiva diplomática contra la cúpula chavista para forzar la celebración de unas nuevas elecciones.

Pero el líder socialista lejos de mostrarse dispuesto a negociar redobló la apuesta. El miércoles, Maduro le dio 48 horas de plazo a los países del Grupo de Lima para que rectifiquen sobre la declaración que hicieron de la crisis política y el diferendo limítrofe entre Venezuela y Guyana, y advirtió que si no lo hacen tomará medidas diplomáticas “más crudas y enérgicas"

Con un tono aún más amenazante, el mandatario adelantó que estaría dispuesto a apoyar a la Asamblea Nacional Constituyente, compuesta en su totalidad por integrantes afines al Gobierno, si ésta decidiera cerrar el Parlamento y llamar a nuevas elecciones.

En el país petrolero, normalmente el ascenso al Palacio de Miraflores (sede del Poder Ejecutivo) se realiza en el marco de una ceremonia en la Asamblea Nacional ante una nutrida representación internacional. Esta vez, es muy distinto, luego de que los resultados de las elecciones presidenciales del pasado 20 de mayo no fueran reconocidos por gran parte de la comunidad internacional.

En esos comicios, Maduro ganó con un 67 por ciento -más de seis millones de votos-, el número más bajo que obtuvo el chavismo desde la llegada al poder de Hugo Chávez, hace ahora dos décadas.


Caos institucional
La Asamblea Nacional, en manos de la oposición desde su imponente victoria en las elecciones parlamentarias de 2015, se niega a aceptar la toma de posesión de Maduro -que tendrá lugar en el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ)-, debido a la crisis institucional que estalló tras los comicios de dicho año.

La oposición consiguió una “súper mayoría” que le permitía renovar instituciones clave e interpelar al presidente y a los ministros. La coalición opositora perdió tres diputados por supuestas irregularidades en su elección, pero finalmente decidió incorporarlos al hemiciclo ante la tardanza de las autoridades electorales en resolver el caso.

Desde entonces, la Asamblea Nacional está en "desacato" por orden un TSJ al que el Parlamento considera ilegítimo porque está integrado por los magistrados puestos por el chavismo. En relación a esto, los diputados opositores -haciendo uso de sus atribuciones- sustituyeron a los jueces por otros, pero no son reconocidos por las demás poderes del Estado y se encuentran en el exilio.

En medio de este caos institucional, Maduro convocó elecciones a una Asamblea Constituyente en 2017, según argumentó, para recuperar la normalidad en la vida política venezolana, pero la oposición optó por no participar por considerar que el proceso era un "fraude".

Ganó Omar Perotti en Santa Fe

Con mas del 83% de las mesas electorales escrutadas, Perotti lograba el 40,55%, en tanto Bonfatti obtenía el 36,34%

Bonfatti reconoció el triunfo del peronismo en Santa Fe

Con mas del 67% de las mesas escrutadas, Omar Perotti se imponía con el 40,5 % de los votos, contra el 36,5 % de Bonfatti.

San Luis: Alberto Rodríguez Saá logra la reelección

El actual gobernador logró su reelección y Poggi, que es aliado de Macri quedó segundo por apenas 10 puntos; Adolfo sólo logró el 21% de los votos